Olga Koklova, la bailarina que enamoró a Picasso. Exposición en Caixa Forum

30/06/2019

La exposición que se exhibe estos días en el Caixa Forum de Madrid, bajo el título de "Olga Picasso", se podrá visitar hasta el 22 de septiembre de 2019 en CaixaForum Madrid (Paseo del Prado, 36). 

 

Es una muestra excelente del arte de Pablo Picasso y de cómo en cada etapa de su trayectoria, el pintor se iba revelando en las imágenes de su propia vida.

 

Olga, melancólica y dolorosa, eclipsada por el genio, madre de su primer hijo y finalmente derrotada por otra mujer, tenía un mundo antes de conocer a Picasso, y ese mundo era nada menos que la compañía de los Ballets Rusos de Sergei Diaghilev donde ella era una de las bailarinas desde el año 1911. Por eso los amantes de la danza se sentirán profundamente conmovidos en la primera sala de la exposición, donde en torno al baúl de viaje de aquella Olga que fue, se encuentran fotos emblemáticas que son historia.

 

 

Ella vivió todos aquellos éxitos que revolucionaron el arte de la danza con la irrupción de los rusos en París. La descubrimos en la conocida foto en la parte trasera del vagón de tren con Diaghilev y otros miembros de los ballets, en la primera gira por Estados Unidos en 1916. Se la puede admirar bella y elegante, cubriendo sus manos con un manguito de piel en la parte derecha de la imagen. Verdaderamente, es comprensible que llamara la atención del pintor al que conocería poco tiempo después cuando regresaron a Europa.

 

 

Pablo Picasso y la bailarina Olga Koklova coincidieron por primera vez en 1917 cuando el pintor se encontraba en Italia para presentar, con la Compañía de los Ballets Rusos de Serguei Diáguilev, el ballet Parade. Un año después, Koklova se convirtió en la primera esposa del artista y durante el tiempo que duró su relación, hasta su separación en 1935, fue la modelo perfecta del llamado período neoclásico de Picasso.

 

Olga había bailado papeles emblemáticos para los Ballets Rusos, y en la exposición de Caixa Forum la admiramos fotografiada como una de las ninfas del Fauno de Nijisnky. En los programas de algunas de las representaciones que tuvieron lugar en el Teatro Real y en Liceo de Barcelona, comprobamos que interpretó papeles en "Carnaval", en el ballet "Meninas"... Una carrera que dejó truncada y que su nueva vida de esposa le hizo abandonar.

 

 

Tal vez esa falta de sonrisa y ese atisbo de tristeza con que su esposo la retrata provengan del recuerdo de momentos pasados más felices, porque además, la revolución rusa hizo que perdiese el contacto con su familia durante varios años, y las noticias que le llegaron sobre la situación de miseria en que se encontraban, tampoco contribuirían a su felicidad; de modo que, mientras Picasso ascendía en fama y dinero, ella iba hundiéndose al saberse engañada y aborrecida por el pintor que comienza a representarla con formas monstruosas, hasta abandonarla después de 18 años de matrimonio.

 

 

El mismo Picasso afirmaría, en su biografía escrita por Françoise Gilot, sobre sus retratos femeninos : "Todas esas mujeres no están posando como una simple modelo aburrida. Están atrapadas en la trampa de esos sillones como pájaros encerrados en una jaula. Yo mismo las he aprisionado en esta ausencia de gesto."

 

CaixaForum Madrid presenta Olga Picasso, que analiza la aventura plástica, vital y sentimental de este período de la trayectoria picassiana y reúne 335 obras, entre pinturas, dibujos, obra gráfica, esculturas, fotografías, películas, documentación y objetos.


La exposición se propone redescubrir el “período Olga”, con obras maestras como Retrato de Olga en un sillón, Olga pensativa, La Crucifixión, y los retratos de Paulo -hijo de la pareja- como Arlequín y Pierrot. Además del recorrido puramente artístico, la exposición narra también el periplo vital de ambos, con aspectos desconocidos hasta ahora, como la dramática historia familiar de Olga.

 

La muestra surge de una intensa investigación a partir de las cartas y fotografías encontradas en el baúl de viaje y el archivo de Olga. Ha sido organizada por el Musée National Picasso-París junto a la Fundación Almine y Bernard Ruiz-Picasso para el Arte, y con la colaboración de "La Caixa", el Museo Pushkin de Moscú y el Museo Picasso Málaga.

   

En realidad, la exposición es una historia de amor, desde la fascinación a la destrucción, desde el escenario al olvido, a través de los pinceles de un genio. 

 

MERCEDES ALBI

 

 

 

Please reload

Reciente

November 14, 2019

Please reload

Archivo
Please reload

Síguenos
  • Facebook Basic Square