Emilio Ochando, entrevista ante el estreno de Clásica Tradición



Emilio Ochado nos recibe en esos momentos tan especiales previos a la apertura del telón. Estrena mañana su nuevo espectáculo “Clásica Tradición” en el Centro Cultural Paco Rabal, donde se encuentra ultimando los detalles. Hemos querido estar con él porque Emilio es todo un símbolo: el del artista libre que sigue su propio camino.


“Clásica tradición” es la cuarta producción de su compañía, un espectáculo donde Emilio Ochando (director, coreógrafo y bailarín) se deja llevar por su interior más profundo, disfrutando de su visión de la danza española y el flamenco.


Es un recorrido por las piezas de danza española y flamenco que han marcado su trayectoria: El Fandando de Doña Francisquita, El Vito, Seguiriyas, Alegrias, Maria de la O.. Un espectáculo dinámico, enriquecedor y lleno de vivencias.


Emilio bailará solo pero acompañado de músicos en directo: Loreto De Diego (cante), Daniel Jurado (guitarra), Gonzalo Grau (piano, chelo y percusión), que han trazado sus propias versiones de estos clásicos.


Emilio trasmite optimismo, ilusión y calma. No parece nervioso ante el estreno, ni preocupado por la complicada situación que vivimos. Es como un pez en su propia agua, en su oceánica pecera, en el propio universo por el concebido, sin que el exterior altere sus sueños y su capacidad de gozarlos y transmitirlos al público. Hay que ir mañana 5 de septiembre a verle. La emoción está asegurada.


-¿Cómo es que estrenas ahora en unos momentos tan complicados?


-Pues he llegado a la fecha prevista, parece mentira, pero el estreno ya lo acordamos en noviembre, y después de tantas vicisitudes vamos a estrenar.


-Cuéntame sobre qué vamos a ver mañana sábado…


-Se titula “Clásica tradición”, y el sustrato musical es muy importante, porque coreografía y bailo las piezas más emblématicas de mi trayectoria, las que conforman mi recorrido artístico-vital.


-Primero creo que bailas el Fandango de Doña Francisquita.


-Sí, porque es para mi el comienzo, fue la primera coreografía que bailé, con la que me presenté a muchos concursos.


En “Clásica tradición” hay esencias y músicas de pasos tradicionales a los que les he dado un aire nuevo, que no es otro que mi propio aire. Las interpreto con mi sentir actual.



-¿Cuándo bailaste el Fandango de Doña Francisquita?


-Empecé a bailar a los 9 años, pero el Fandango lo bailé a los 12. Como te he contado, con esta música me presenté a un montón de concursos de niños de esa época, como el Veo Veo y otros programas que ya no existen.


-¿Por qué te pusiste a bailar?


-Fue por mi hermana. Mi familia, que es de Granada, siempre han sido muy aficionados al cante y al baile, y aunque al principio yo solo iba de acompañante de mi madre cuando iba a recoger a mi hermana a la academia, le dije: “Mamá yo también quiero hacer eso”. Y pensó que sería un pasatiempo, que yo me cansaría, pero no. Mira, aquí estoy. La danza es mi vida.


-¿Bailabas danza española?


-No, yo bailaba todos los estilos, flamenco, contemporáneo, clásico… de todo. Luego, hice solo, pero a la par, ballet y danza española, y me decanté por esta. Mi hermana, por desgracia, se lo tuvo que dejar por problemas con las rodillas. Y a los 16 años me vine a Madrid.


-¿Lo tenías muy claro desde muy joven?


-Totalmente, yo tenía en mi cabeza que tenía que irme lo antes que pudiese a Madrid. Era mi primer objetivo y así, poder seguir formándome y dedicarme profesionalmente a la danza.


-¿En qué compañías estuviste?


-Hice mi primera gira a Japón con 17 años con la compañía de Domingo Ortega. He bailado en muchas, en el Nuevo Ballet Español, Cia. De Aída Gómez, con la Cia. De Rafael Aguilar donde tuve la suerte de poder estrenarme como coreógrafo…


-¿Te sientes más coreógrafo o bailarín?


-Para mi he sentido ambas facetas en un mismo tiempo. La coreografía va unida a mi enorme deseo de bailar. Fue en 2013 cuando me decido a hacer mi primer espectáculo en formato grande, bajo el título 3DL. Luego tuve un parón de 2015 a 2016 porque me fui a vivir todo el año a Japón…


-Vamos que no paras…


-Disfruto mucho con la dirección escénica que es la parte que estoy ahora madurando con cada nuevo espectáculo. Es que me encanta lo que hago.


-¿Qué hiciste en Japón?


-Fui allí contratado por Universal Estudios, bailando en un espectáculo de flamenco fusión, con shows diarios durante todo los días del año.


-¿Te gustó vivir en una cultura diferente? ¿Qué te llamó más la atención de su modo de ser ?


-Son muy respetuosos con los artistas, te valoran mucho. Y es curioso como en su forma de pensar, solo cabe el sí o el no, pero no comprenden el “quizás”, “puede”, “ya veremos”… Son eficaces y cuadriculados.


Aprendí mucho, también de los americanos, porque la empresa era de USA. Y además, tener que subirte al escenario los 365 día del año, da mucha seguridad, pierdes del miedo escénico. Pero yo bailaba y además maquinaba qué era lo que iba a hacer cuando regresara a España, y concebí Siroco, en el que 4 chicos, nos planteábamos el uso de la bata de cola, o los mantones de manila ¿Por qué no?... Me cuestionaba. Así surgió.


-Fuiste muy galardonado con Siroco.


-Gané el Talent Madrid, el Certamen Coreográfico y tuvo mucha repercusión.


-Y ahora a las puertas del estreno de mañana, ¿Cómo te sientes?


-Me siento tranquilo, hemos tenido una semana de residencia técnica y todo va fluyendo muy bien.


-Sí, pareces muy tranquilo para ser mañana cuando estrenas.


-Todos me lo dicen. Ayer el jefe técnico me dijo que le sorprendía la calma con que lo estoy llevando. Pero es cierto, y es que me siento muy confiado con el equipo que tengo.


-¿Después de Doña Francisquita que más compone el programa?


-Hago el fandango de Boccherini con castañuelas, El Café de Chinitas, el Vito; y luego me paso a la parte más flamenca, que hago seguidillas, zambra, verdiales, alegrías; y finalizo con la parte de las coplas, una música que guarda las reminiscencias de mi niñez, me recuerda cuando jugaba con mi hermana en Granada. Son coplas como María de la O, Pena penita pena, Francisco Alegre, Las cosas del querer…


Son mis vivencias del pasado con la visión del presente.


MERCEDES ALBI

Reciente
Archivo
Síguenos
  • Facebook Basic Square